El presidente del Plus Ultra: “El partido lo suspendí yo”

Este pasado domingo, en el partido entre PD Garrucha y Plus Ultra, sucedió algo diferente a lo que suele pasar o haya podido pasar en los últimos años en un partido de fútbol en la provincia de Almería. El presidente del Plus Ultra, José Sánchez Cortés, entró en el terreno de juego y le dijo a sus jugadores que entraran en los vestuarios. El partido marchaba 4-0 en el minuto 70 y al Plus Ultra se habían lesionado tres jugadores. Además, el equipo tenía uno menos por expulsión. Sumado a que el Plus Ultra viajó a Garrucha con doce jugadores la situación se dio complicada.


El motivo claro no se conoce ya que, como ha dicho en su perfil de Facebook el presidente del Plus Ultra, los motivos ya se aclararán y dará una rueda de prensa si es necesario. No obstante, las maneras en las que sucedió todo no fueron las mejores de vista para fuera del propio club de la capital. Como se puede ver en el vídeo grabado desde la grada, el dirigente blanco gritó de manera alterada al cortar el partido.


En sus declaraciones en la red social aclaraba, “el partido lo suspendí yo.  Sí, yo. Entré en el campo, cogí el balón y dije se acabó. El árbitro me dijo si quieres paramos, nadie dijo nada y todo el mundo a la caseta. Todos o parte de los que estaban me conocen”. Además, en referencia al árbitro ha comentado, en la publicación realizada por Ideal que ha compartido en su perfil, “yo estaba en el banquillo y el árbitro me conoce de muchos años. Estaba sólo y le comenté una jugada. Me dijo, Cortés yo vengo a trincar y me importa una mierda el resultado. Y yo salí del banquillo y le dije trae el balón, me lo dio, le dije a los aficionados y jugadores, que ya me conocen, que se acabó. Le dije [al árbitro] de mi parte, que ya no llevas más dinero a tus jefes que están esperándolo como locos”. En caso de que lo que escribió Cortés en Facebook sea cierto, Roberto Francisco Iniesta Brizuela puede tener problemas serios, junto con la Federación.

Lo que se sabe es que el Plus Ultra atraviesa por un momento económico delicado, tiene deudas con la federación y no ha podido hacer fichas para conformar un plantilla larga. El problema con la federación nunca ha sido un tema con el que se callara el señor Sánchez Cortés. Un tema por el que lucha un presidente para mantener el fútbol modesto como antaño.

De cara a las personas fuera del club blanco, las maneras del presidente no son las mejores ya que no es la primera vez que protagoniza un hecho turbulento. Hace dos años contra el Comarca de Níjar también hubo problemas con él como uno de los implicados. Tras el acta arbitral se le inhabilitó durante 15 días. Habrá que esperas hasta este viernes para conocer qué dictamina la Federación respecto al partido.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: